Prohibido morir.

Mi compañero tiene historias impresionantes, historias que nunca antes creí conocer. Su vida es rutinaria, su vida es como la de cualquiera, pero aún así se ha ganado una parte de mi respeto.

Recuerdo cuando me contó de la vez en la que estaba a punto de morir. Estaba sentado en el techo de su hogar, lugar hasta el cual su mascota le había acompañado y los dos estaban expuestos al cielo, su oscuridad y la luz de la luna.

Mis problemas son bastante pobres. Mis dolores son bastante pobres; en realidad, todo en mi es bastante pobre. No tengo habilidades, nunca llegaré a ser un superheroe, no me dedico a nada, no soy más que nada. Soy la imagen del fracaso y de la crueldad, soy un asesino en libertad. Soy un ser humano, pero de los que hacen nada.

Entre soliloquios y lagrimas disimuladas, él observaba su entorno “por última vez”. Tenía en la mente a todas las personas que apreciaba, pero la locura lo hacía perder la noción de aquellos que se preocupaban por él. Estaba ensimismado en su pasado, se creaba a si mismo una soga al cuello. Es cierto, él era realmente un asesino, pero su única víctima era su persona.

Padre, no me has abandonado, yo lo he hecho. La gente no lo comprende, nadie lo comprende, pero la verdad es que no tiene caso culpar a las deidades de nuestros fracasos, ocasionados por nosotros mismos. No puedo ser nada más que una persona que se queja, siempre me quejo y peco de imbécil. Soy como todos, soy uno más entre todos.

Confundido, confundido totalmente. Mi compañero no solo estaba confundido, también estaba ciego. Pero en algo tenía razón, estaba actuando como un imbécil, pero uno no siempre es el papel que protagoniza. Había subido con un cuaderno y un lápiz, pensando que, ya que iba a morir, quería hacerlo cumpliendo con su pasión.

Estimados todos: Soy una mierda. Les he dicho estimados y sin embargo estoy aquí, al borde del suicidio, si estimar es arruinar la alegría de otros, entonces debo ser el peor estimador del universo. Pero no he venido a hablar de lo horrible que soy. Bueno, en realidad sí lo he hecho, pero no he venido a escribirlo. A todo aquel que me lee, quiero decirles que sigo vivo, pero que acabo de entender cómo se siente morir.

Sé que la carta decía aquello que cito, lo sé; terminé de leerla y al alzar la cabeza, vi al chico con el pelo tapándole el rostro. ¿Sabes por qué mi cabello es largo?, siempre creí que era una moda -me dijo- pero en realidad sirve para que otros no noten que eres un pobre llorón.

Me sentí mal por él, pero no era tristeza, era algo semejante a la cólera. Podía comprender su dolor, pero no me cabía en la mente por qué siempre andaba deprimiéndose, sólo él lo sabe y estoy seguro de que nunca me lo va a contar.

Estoy siendo estúpido. Lo admito, quiero huir de mis problemas, no quiero enfrentarlos, no quiero volver a intentar superarlos, simplemente deseo salir corriendo. Pero no es así, mi nacimiento ya sucedió. ¿Nacer? Nacer no sirve si no puedo vivir. Pero ya nací, así que… o vivo, o me voy bien pa’ la mierda.

Se levantó de sus silla y me miró con unos ojos entre el cariño, la decepción y la determinación y me dijo: Ni lo pienses, es más difícil de lo que crees. Es más, basta con que lo intentes para que alguien te detenga. Y entre todas las personas que lo hacen, estás tú mismo. Estas vivo, si estuvieras muerto, no vivirías y si no vives no puedes morir. Así que asegúrate de vivir antes de morir, porque si vives sin vivir y mueres sin haber vivido, estás peor que muerto… no has nacido. Así que si te sientes mal, piénsatelo dos veces antes de pasar por algo peor que la muerte, empeoraría todo.

Anuncios

Acerca de Le'Bleu

El estridente sonido que causan los que callan es asesino.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s